red
Red global

Formamos parte de la red internacional de Science Media Centres, que arranca con la creación del SMC de Reino Unido en 2002. Aunque cada uno tiene su propia identidad, compartimos la misma filosofía: “The media will DO science better when scientists DO the media better".

Una alianza mundial

Los artículos y recursos publicados por cada SMC son compartidos con el resto de miembros de la red, que pueden traducirlos y publicarlos en sus propias cabeceras.

Misión

Todos los miembros de la red compartimos la misma meta: aportar contexto basado en la evidencia cuando las noticias con contenido científico saltan a los medios.

Los miembros de la red
Subtítulo

En cada uno de los cinco continentes (sin contar la Antártida) hay, al menos, un SMC siguiendo la actualidad científica local, nacional e internacional.

Los principios comunes
Subtítulo

Cada SMC que se une a la red global se ha adherido a un estatuto común que recoge los siguientes principios rectores:

La misión de un SMC

Dar forma al debate público y a la discusión sobre los principales temas del día aportando ciencia basada en la evidencia a los titulares de las noticias.

Cómo marcan la diferencia
  • Fomentan la información crítica y precisa de la ciencia en los principales medios de comunicación, ayudando a los periodistas a comprender e informar de manera más eficaz sobre cuestiones complejas o controvertidas.
  • Ayudan a los medios de comunicación y, en última instancia, al público, a acceder más fácilmente a la mejor ciencia.
  • Motivan, forman y facilitan que más científicos colaboren con los medios de comunicación.
  • Ayudan a los técnicos de comunicación a presentar las investigaciones de sus centros de una manera precisa y responsable.
Cómo funcionan
  • Son organizaciones independientes sin ánimo de lucro que colaboran entre sí y trabajan con los medios de comunicación y las instituciones científicas dentro de sus propios países.
  • Trabajan de manera proactiva, proporcionando conocimientos y comentarios fiables sobre noticias de última hora, y aportando contexto a temas públicos complejos o controvertidos.
Su filosofía incluye
  • Defender la ciencia basada en la evidencia en los artículos de los medios.
  • Alentar y apoyar a los científicos y centros de investigación a que se involucren de manera abierta y proactiva en su trabajo, incluso cuando sea complejo y controvertido.
  • Que los medios de comunicación "harán" mejor la ciencia cuando los científicos "hagan" mejor a los medios.
  • Reconocer que el debate público es fundamental para una sociedad sana y que la ciencia tiene un papel importante que desempeñar para dar forma al debate público con evidencia.
La independencia
  • La característica exclusiva de todos los SMC es que son independientes de cualquier institución. Un SMC puede ser promovido por otra institución, pero debe mantener la independencia operativa a través de decisiones editoriales y de gobernanza independientes.
  • El cometido de un SMC es reflejar la mejor ciencia disponible; no tienen otra agenda específica que la de promover la información de la ciencia basada en la evidencia.
  • Una relación con los inversores que proteja la independencia es crucial en el funcionamiento de los SMC. En los que existen y siguen este modelo se ha logrado mediante:     
    • Un modelo de múltiples inversores, con un límite máximo de donaciones.
    • Unos principios o un acuerdo que asegure la independencia del centro.