cambio climático

cambio climático

Reacciones a plantar árboles en tierras áridas para luchar contra el cambio climático

Un estudio publicado en la revista Science analiza los posibles beneficios climáticos de la forestación –tanto plantar árboles para crear nuevos bosques como reforestar antiguos– de las tierras áridas del planeta. Los autores demuestran que el efecto de enfriamiento de la forestación de esta vasta zona solo equivaldría a una disminución de aproximadamente el 1 % de las emisiones de gases de efecto invernadero previstas en los escenarios climáticos de emisiones medias y sin cambios. 

0

Reacción: hasta dos tercios de las especies arbóreas urbanas soportan condiciones climáticas de riesgo

Una investigación internacional realizada en más de 3.000 especies de árboles y arbustos de 164 ciudades –entre ellas Barcelona, Valencia y Santa Cruz de Tenerife– revela que hasta dos tercios de las especies arbóreas urbanas podrían estar experimentando ya condiciones climáticas que superan sus márgenes de seguridad. El estudio se publica en Nature Climate Change. 

0

Emergencia climática significa crisis en salud pública

La semana pasada concluía la XL Reunión Anual de la Sociedad Española de Epidemiología bajo el lema: “Retos del Siglo XXI: Medio Ambiente, Cambio Climático y Desigualdades Sociales”. El cambio climático es el desafío ambiental con incidencia en salud pública más importante al que se enfrenta hoy la sociedad. Además, constituye un reto social, al acentuar aún más las desigualdades e inequidades en salud.  

1

Reacciones a la rueda de prensa de Mbappé y Galtier (PSG) y su respuesta a la pregunta sobre los viajes en avión y el cambio climático

En la rueda de prensa del Paris Sant Germain (PSG) previa a su debut en la Liga de Campeones, Kylian Mbappé y Christophe Galtier (jugador y entrenador del PSG) fueron preguntados por el reciente viaje del equipo en avión a la ciudad de Nantes y por qué no lo hacían en tren, cuando la distancia es de 341 kilómetros y este último la cubre en menos de dos horas. Ambos se rieron ante la pregunta y Galtier contestó, irónicamente, que para la próxima vez estaban estudiando hacerlo en un “carro a vela”. 

Reacción al estudio que asegura que la frecuencia de las olas de calor aumentará durante este siglo

Un investigación calcula que el aumento de las temperaturas medias globales podría acercarse a los 2 ˚C en 2050. El estudio, publicado en Communications Earth and Environment, estima que en 2100 muchas personas que viven en regiones tropicales estarán expuestas a niveles de calor peligrosamente altos durante la mayoría de los días del año. Además, las olas de calor mortales, que en la actualidad son poco frecuentes en las latitudes medias, podrían producirse cada año en esas zonas.

Reacción al estudio que calcula cuánto se reducirían las emisiones si se usara la bicicleta como en los Países Bajos

Un estudio publicado en la revista Communications Earth & Environment (de Nature Research) estima que se podría conseguir una reducción de 686 millones de toneladas de emisiones de carbono cada año si en el mundo se siguiera un patrón de uso de la bicicleta similar al de los Países Bajos (de 2,6 kilómetros diarios). Esa cifra supone alrededor del 20 % de las emisiones de carbono producidas por la flota mundial de turismos en 2015. 

Europa en sequía: una tormenta perfecta

La falta de precipitaciones y el descenso de los recursos hídricos disponibles han provocado que el 47 % del territorio europeo esté en prealerta por sequías y el 17 %, en alerta. La menor experiencia de los países del norte en la gestión de este fenómeno y la alta vulnerabilidad de las regiones del sur repercuten en que esta sequía genere impactos muy importantes en distintos sectores económicos, además de cortes de suministro. 

1

Reacción: las inundaciones y sequías sin precedentes dificultan la gestión de riesgos

Un estudio publicado en Nature muestra que, ante fenómenos climáticos como sequías e inundaciones extremas, que probablemente aumentarán como consecuencia del cambio climático, las estrategias de gestión de riesgo pueden no ser suficientes. El trabajo analiza 45 pares de datos de este tipo de eventos con una media de 16 años de diferencia, entre ellos, las inundaciones de Barcelona en 1995 y 2018.